La librería, de Penelope Fitzgerald

Querida Clari:

Por suerte ya terminó la mudanza, pero sí, tal como decís, fueron días entre cajas y papel de globitos o Pluribol (término de reciente incorporación). Guardar todo fue relativamente rápido y sencillo, hasta que llegó el momento de los libros. ¿Leíste “Desembalo mi biblioteca”, de Benjamin? Te lo recomiendo mucho; sus reflexiones siempre iluminan zonas insospechadas. “Toda pasión limita con lo caótico, pero la pasión del coleccionista limita con el caos de los recuerdos”, dice en un momento, y me sentí comprendida cada vez que me colgaba al encontrar un libro olvidado, o me distraía leyendo un cuaderno viejo, o bajaba a contarles una anécdota sobre una vieja foto a los chicos.

Pero basta de distracciones, retomo el tema de esta carta: mi recomendación de este mes es La librería, de Penelope Fitzgerald.

IMG_20171022_191952731~2[1]

Llegué a este libro de casualidad, buscando material para un proyecto sobre librerías en el que trabajamos con la cátedra a principios de año. Es una historia sencilla y muy, muy divertida. No había escuchado nada sobre esta escritora inglesa: Penelope Fitzgerald (1916-2000) publicó su primera novela a los 58 años, The Golden Child. Finalista del Booker Price con La librería (publicada en 1978), lo ganó recién al año siguiente con otro de sus libros, también con tintes autobiográficos: A la deriva (1979).

Como te decía, la historia es tan sencilla como encantadora. A fines de los años cincuenta, en un pequeño pueblo costero de Suffolk, Florence Green decide abrir la primera librería del lugar. Se endeuda para poder comprar un viejo y deteriorado local, plagado de humedad, que le servirá también como vivienda. La forma de conseguir los ejemplares y la manera en que los exhibe, el trato con los editores y los clientes, todo está narrado de manera tal que uno rápidamente siente que recorre los rincones de la Librería Old House. Pero es un pueblo conservador, y la resistencia no tarda en llegar. Sobre todo a partir del momento en que Florence decide poner a la venta una de las novedades del momento: Lolita, de Nabokov.

La edición en español de Impedimenta es preciosa, como siempre. Aunque esta vez me quedé pensando en las notas de Ana Bustelo, la traductora. Más de la mitad son de tipo informativo, solo buscan reponer datos que, por una parte, no son necesarios y, por otra, son de fácil acceso (San Google mediante). Después hay dos o tres notas más referidas a juegos de palabras que se pierden en la traducción y que si bien me siguen pareciendo innecesarias, puedo comprender su finalidad. Suelen no gustarme las notas al pie en las traducciones de textos literarios. ¿Vos qué pensás sobre este tema?

Último comentario sobre mi recomendación: este año se estrena una película basada en la novela, The Bookshop, de Isabel Coixet. Acá el tráiler (solo encontré este doblado…).

film

Hice los deberes y leí Americanah. La verdad es que no me mató, pero me gustó mucho. Es muy clásica la construcción de trama y personajes, eso un poco me aburrió, pero la mirada de Ifemelu sobre la sociedad estadounidense es muy interesante, los extractos de su blog son imperdibles (justo lo que a vos menos te gustó, ni que estuviéramos jugando a policía bueno, policía malo). Y la historia de amor que atraviesa todo el libro es de telenovela: ¡me encantó! (¿Cómo no enamorarse de Obinze? ¿No se parece a Mark Darcy? ♥).

IMG_20170926_133855_443

Atrás de Chimamanda la Esfera azul, de Julio Le Parc

Esta semana me compro Basada en hechos reales.

Te extraño y te mando un beso enorme,

Vir

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s